Once Upon a Time… in Hollywood

Once Upon a Time… in Hollywood ★★★★★

This review may contain spoilers. I can handle the truth.

This review may contain spoilers.

Sobre Sharon Tate.

Sharon Tate vive. En principio, vive al quedar con vida, pero más importante vive dentro de la película: Ríe, baila, va al cine. Sus actividades son expresivas, propias de quien goza la vida que tiene, pero también una intención del director de mantener con vida lo mayor posible a alguien que murió cruelmente. O mejor dicho, con ganas de vivir. Casi como si Sharon Tate personaje estuviera durante toda la película intentando convencer al propio Tarantino que merece seguir con vida.

No necesita hablar ni brindar monólogos para que entendamos su alegría. Sólo funciona viéndola. Hay, además, otra forma de mantener viva a Sharon Tate, y es haciendo reflejar a la Sharon Tate ficcional en la Sharon Tate que vemos en la película, siendo "su doble de riesgo".

Quien pasó a la historia más como víctima que como persona y/o actríz, recibe finalmente su inmortalidad a través de una obra que además rescata los films en donde participó. Y esas puertas finales que Tate abre para invitar a Rick a la fiesta son en definitiva, como todos sabemos, las puertas del cielo, tanto a nivel simbolico como del propio Cielo Drive. Como complemento, ese brillante plano final que muestra la cruz sobre el suelo y que a su vez, siendo un cenital juega como posible subjetiva de Sharon Tate observando la película desde arriba.

Y es ahí donde retitulamos: "Podría haber habido una vez en Hollywood".

critico liked these reviews