Edmond ★★★½

Condenados a encontrarse en un proyecto común, Mamet y Gordon pudieron sellar su alianza casi a última hora.
Colegas desde los inicios teatrales de ambos, junto a ilustres como Mantegna, que se deja ver por aquí, demostraron estar perfectamente complementados en una apuesta bastante rompedora.
Punto central de la trilogía pesimista con la que pondría fin a su trayectoria cinematográfica, este 'Edmond' (extraordinario Macy) se merece sobradamente su estatus de culto quince años después de su estreno.