First Love ★★★★

Takashi Miike no necesita parecerse a nadie porque, a ver, el tío lleva cien películas a sus espaldas. Además, todos los demás, en algún momento de sus carreras, han querido parecerse a Miike.
Y en esas estábamos cuando va el japonés y presenta una obra que se antoja crucial en su carrera. 'First Love' aleja cualquier ramalazo experimental y agresivo, algo más que habitual en su cine, para ofrecer el que bien podría ser su thriller más accesible.
Y lo hace sin perder su autoría. A pesar de tener la sensación de que el director de 'Audition' o 'Ichi the killer' ha decidido marcarse un trabajo post-Tarantino tardío en la onda del primer Guy Ritchie, consigue que en realidad no dejes de pensar precisamente en el Tarantino pre-Tarantino. En el de 'True Romance', concretamente. Ojalá sea el inicio de una segunda juventud de Miike. Se lo merece él y también te lo mereces tú.