The Wild Goose Lake ★★★

Mi primera experiencia con Diao Yi’nan es un thriller de exquisito gusto que se mueve entre el tedio y los momentos en los que su asombrosa puesta en escena nos roba la necesidad de respirar.
La película, con mucho más de slow que de burn, bebe del género clásico, en concreto de ese subgénero de (anti)héroes con las horas contadas rodeado de mujeres más o menos fatales.
A pesar de provocar alguna cabezada, la película sabe dosificar sus momentos más poéticos y fuera de lugar (ese escupitajo), regalando el mejor plano con paraguas de los últimos años.