Three O'Clock High ★★★★★

Antes de caer en el olvido, Phil Joanou se marcó un par de obras maestras. 'Pánico a las tres', su ópera prima, fue la primera de ellas.
El tío tenía un don con la cámara tan bestial que los videoclips llegarían después de las películas, justo el caso opuesto al de otros colosos del cine que aún siguen en lo más alto.
Este Dead Man Walking que es Casey Siemaszko en el papel de su vida se pone al servicio de una cámara imposible, rompedora, para conseguir en unas pocas horas (en la historia, la película apenas llega a los 90 minutos) todo (lo que Ferris Bueller hizo) en un día.
La otra obra maestra del director es esta otra.