Zatoichi ★★★½

Samurais, momentos de violencia y sangre y dosis de humor. No le pido mucho más a una película.

La sangre está creada enteramente de manera digital, lo que en lugar de chirriarme como es habitual, me ha parecido que le da un encanto especial a la película.

Mención especial a la banda sonora.