I Feel Pretty ★★½

Siguiéndole la pista a esa promesa que jamás se cumplió llamada Amy Schumer.

Esto pudo haber estado bien si hubiera al menos intentado ser chistosa. Pero es súper fresa, moralina y sermonera. El final los hará vomitar tantito.

Confieso no haberla pasado horrible. Disfrute partes y a Michelle Williams dando una actuación tipo Johnny Depp a finales de los noventa. Pero la carrera de Schumer va en reversa. En teoría una película como Trainwreck debió seguir a una como I Fell Pretty y no al revés.